Historias de nuestra comuna |

El Edificio de los Pavos Reales

Buenos Aires, 14 de enero de 2013. Esta imponente obra constituye un tesoro oculto de la arquitectura de la ciudad. Se trata de una legendaria casa ubicada en Avenida Rivadavia 3216 al 3232 conocida como El Edificio de los Pavos Reales, un monumento histórico construido en 1912 como un edificio de departamentos por el arquitecto italiano nacido en Milán en 1885, Virginio Colombo, que empleó el estilo Art Nouveau con una influencia distintiva veneciana.

El nombre del edificio deriva de los cuatro balcones del primer piso de su fachada de granito rojo decorados con pavos reales esculpidos en piedra que le han dado identidad propia a la obra.

En una de sus entradas hay un mural que reproduce escenas de la campi√Īa italiana. Y el frente muestra ladrillos a la vista y coloridos mosaicos adornados con hojas y flores que al d√≠a de hoy, transcurridos cien a√Īos desde su construcci√≥n, mantienen su belleza.

Originalmente, los cuatro balcones de la primera planta estaban decorados y custodiados por las esculturas de ocho leones, aunque ahora sólo quedan cuatro. Hoy se lo conoce como el Edificio de los Pavos Reales. También podría habérselo conocido como el Edificio de los Leones. Mitos, costumbres y culturas….

Colombo lleg√≥ a Buenos Aires en 1906 contratado por el Ministerio de Obras P√ļblicas para ejecutar las decoraciones del Palacio de Justicia. Dise√Ī√≥ el Edificio de los Pavos Reales cuando ten√≠a 27 a√Īos. Aunque muri√≥ joven, a los 42 a√Īos, le dej√≥ a la ciudad cerca de cincuenta obras, como el edificio de Rivadavia 3667 en Almagro, o el de nuestra comuna en Hip√≥lito Yrigoyen 2569.

Lamentablemente la modernidad ha hecho estragos en el edificio y con el paso del tiempo lo que hace cien a√Īos era un hermoso edificio de departamentos, hoy muestra arreglos en la planta baja para la instalaci√≥n de locales comerciales a la calle que no respetan en nada el estilo que Colombo supo imprimirle.
Norberto Alonso

Compartir nota en las redes sociales Enviar Imprimir

Dejanos tu comentario